innovación sector retail

El entorno minorista actual obliga a trabajar constantemente en la innovación para llevar ideas nuevas y emocionantes al mercado.

La revolución digital ha cambiado el comportamiento y las demandas de los consumidores, que cada día tienen expectativas más elevadas.

No basta con ponerse al día, es necesario pelear y una buena forma de hacerlo es a través de la innovación.

Pero… ¿Qué supone la innovación en el comercio minorista?

Para la mayoría de las industrias la innovación hace pensar en los productos que desarrollan.

Sin embargo, para el sector minorista la innovación puede surgir tanto del producto o servicio, como de la experiencia del cliente, el modelo y proceso comercial o la gestión.

En este artículo vamos a ver qué significa innovación en retail, por qué innovar, qué innovar, dónde innovar, qué impulsa la innovación y cómo desarrollarla con éxito.

Necesitamos ideas, ideas nuevas que nos hagan diferentes y, a ser posible, únicos.

 

Necesitamos innovar para crecer, para ser mejores, para crear valor, para competir, para crear diferencias y para vender.

 

Inventar algo totalmente nuevo puede llevarnos la vida, porque, fuera del sector tecnológico, todo o casi todo está ya inventado.

Pero, aunque seamos pequeños, sí que podemos establecer relaciones entre elementos y conceptos que ya existen, con el fin de encontrar nuevas combinaciones, mejoradas, que atiendan a las necesidades del cliente.

Cualquier persona, inquieta y curiosa, que quiera mejorar lo que le rodea, tiene todas las capacidades necesarias para generar ideas, no es necesario haber nacido “creativo”.

Por tanto, si quieres aportar algo nuevo a tu mercado, alejarte de la competencia y acercarte a tus clientes, tienes todo lo que necesitas para empezar a reinventarte y avanzar.

La definición de INNOVACIÓN es:

  1. Acción de innovar.
  2. Cosa que innova.
  3. Cambio que se introduce en algo y que supone una novedad.

 

Cuando escuchamos hablar de innovación empresarial probablemente lo relacionamos con grandes empresas y grandes presupuestos.

Es posible que nos imaginemos a un grupo de “cerebritos” delante de sus superordenadores, programando complejos algoritmos informáticos o a un grupo de japoneses colocando las últimas piezas de su robot/mayordomo….     

Pero… ¿Qué pasa si pensamos en la fregona o en la tapa del tetrabrik?

Desde luego, son ejemplos muy ilustrativos de innovación, que poco o nada tienen  que ver con los anteriores.

¿Qué me dices del reparto de comida a domicilio?

Hoy es algo bastante extendido pero, en su día, fue una gran innovación.

Solemos asociar la innovación con la creatividad, el azar o la inspiración pero estos elementos, aunque importantes, son solo una parte del proceso de innovación.

 

Tener ideas es relativamente sencillo, el reto es generar continuamente buenas ideas y convertirlas en algo valioso para el mercado.

 

Por tanto, podemos sacar un par de conclusiones importantes sobre qué es innovación.

Toda innovación debe centrarse en el cliente.

En ayudarle, en hacerle la vida más fácil, en satisfacer una necesidad (aunque ni él mismo sepa que la tiene).

La innovación busca diferenciación.

Satisfacer necesidades, sí, pero de forma diferente.

No siempre vas a encontrar nuevas necesidades que satisfacer pero… ¿Y si encuentras una manera mejor de servir a tus clientes que las que ya existen en el  mercado?

Para ello tenemos que pensar en “ser la primera opción del cliente”… Los elegidos.

¿Y si no se me ocurre nada? ¿Y si no me visitan las musas? ¿Y si no doy con esa idea genial que me diferencie?

¡Tengo buenas noticias!… La creatividad, como todo en la vida, se trabaja.

¿Qué estrategias debemos adoptar? ¿Cómo acercarnos al nuevo cliente en el contexto actual?

Como ya sabes, estamos en un proceso de cambio imparable.

Cambian los hábitos de consumo, el propio consumidor, los productos, la tecnología…

Los mercados son cada día más complejos y competitivos, siendo cada vez más dificil aportar un valor diferencial al cliente.

Para enfrentarnos con garantías de éxito a un futuro, cada vez más incierto, tenemos mucho camino por recorrer.

El primer paso es enfrentarnos a nosotros mismos.

El 80% del éxito profesional depende de la actitud, lo que creemos que somos capaces de hacer puede motivarnos o limitarnos y solo mediante unos objetivos definidos y aceptando los desafíos que implican su consecución, podremos llegar a ser protagonistas y no meros espectadores.

El éxito se construye sobre la suma de estrategia y ejecución.

Una cosa es lo que pensamos que somos capaces de hacer y otra bien distinta lo que realmente somos capaces de hacer y esto se ve muy bien en circunstancias límite, donde nos sorprendemos a nosotros mismos con capacidades desconocidas… ¡No lo dejemos solo para las emergencias!

 

Los éxitos son fruto del valor, la motivación y el trabajo constante.

 

La innovación en el sector comercial es imprescindible para avanzar.

Innovar en la generación de ideas, crear nuevos formatos, emplear nuevas herramientas tecnológicas… Responder a las nuevas demandas del cliente.

Mientras existan aspectos por mejorar, en ellos debemos centrarnos.

Quien hace los deberes tiene futuro y necesitamos humildad para seguir avanzando.

Dónde ocurre la innovación en Retail

Céntrate en la definición más básica.

“Algo nuevo que crea valor para el cliente”.

Para los minoristas hay cuatro áreas fundamentales de innovación:

El producto o servicio.

La experiencia del cliente.

El modelo comercial.

La gestión.

Los líderes prueban constantemente cosas nuevas en estas áreas.

Vamos a ver los distintos tipos de innovación en retail:

Innovación en el producto o servicio.

 

Supone la introducción en el mercado de producto o servicios nuevos o realmente mejorados en cuanto a su calidad o funcionalidades.

En el entorno minorista la innovación en mercancías puede darse de diferentes formas:

 

  • Los minoristas integrados verticalmente o con marcas propias pueden innovar en el diseño o características del producto para mejorarlo a través de funciones nuevas o diferentes. También se puede innovar a través del empaquetado.

 

  • Los minoristas tradicionales podrían reunir una selección de determinados productos para crear una solución que satisfaga las necesidades no satisfechas de los clientes.

 

  • También cabe la posibilidad de colaborar con un proveedor o un tercero para llevar al mercado marcas o productos exclusivos.

Innovación en la experiencia del cliente.

 

Se refiere a la experiencia que vive el cliente cuando compra en tu negocio, a idear formas nuevas y diferenciadas de interactuar con el cliente y agregar valor a través de todos los puntos de contacto.

Se trata de innovar tanto para atraer clientes como para fidelizarlos, algunos ejemplos pueden ser:

 

  • Brindar un servicio nuevo que vaya más allá del producto.

 

  • Nuevas formas de comprar lo que los clientes desean, cuándo y cómo quieren.

 

  • Comunicar el valor de marca de forma diferente.

 

  • Encontrar nuevas formas de conectarse con el cliente.

Innovación de procesos y modelos comerciales.

 

Otra forma de innovar es cambiar la forma en la que se hacen las cosas dentro de la empresa.

Supone redefinir o incorporar nuevos procesos de gestión, configurando nuestros recursos para hacer el trabajo o atender al cliente de una forma más eficiente.

Nuevos procedimientos o tecnologías para ciertas operaciones como compras, atención y comunicación con el cliente o nuevas estrategias de comercialización de productos o servicios.

 

  • Construir un nuevo modelo de negocio alternativo.

 

  • Colaborar con otros para un beneficio mutuo.

 

  • Organizar los recursos tangibles e intangibles para aportar un nuevo valor al cliente.

 

  • Mejorar los procesos o la infraestructura del negocio para ser más operativos.

Innovación en la gestión.

 

Puede tratarse de implementar mejoras en las actividades de gestión a través del conocimiento, la formación, la evaluación de los resultados, la organización del trabajo, etc.

También puede suponer introducir en la gestión del negocio métodos de marketing a través del diseño del punto de venta, la colocación del producto, el embalaje, la fijación de precios, la promoción, etc.

Como ves, la innovación no implica exclusivamente la creación de nuevos productos o servicios sino que puede incorporarse eficazmente en todas las áreas del negocio.

Aprender a Innovar

El proceso de generación de ideas comienza por conocer el reto o problema que se nos presenta.

A partir de aquí el proceso innovador tendría dos fases:

^

La Generación de Ideas: donde lo importante es aportar tantas ideas como sea posible, no existen ideas malas, absurdas o surrealistas, todas valen.

^

La Síntesis: donde las ideas se comentan, se combinan, evolucionan y finalmente se escogen las más viables.

En el proceso de Generación de Ideas, el equipo, que en tu caso puede estar formado, incluso, por familiares y amigos (haciendo de este proceso algo divertido, ya sabes que buscamos cosas sencillas), debe generar tantas ideas como sea posible, para ello puedes ayudarte de herramientas como éstas:

Z

Brainstorming: Se trata de una lluvia de ideas que focalizamos en el problema o reto inicialmente planteado, cuanto más claro y conciso sea el foco, mejores resultados obtendremos.

Es importante apuntar todas las ideas que surjan, será más divertido y visual si utilizas un panel en la pared o una pizarra.

Las reglas básicas serían:

 

  • Cuando uno habla, todos escuchan.

 

  • Prevalece la cantidad.

 

  • Construir sobre las ideas de otros, aportando visiones distintas.

 

  • Ser visuales, los dibujos o diagramas sirven para explicarse mejor.

 

  • Mantener el foco.

 

  • Aplazar el juicio, no se debe criticar ni desechar ninguna idea.  
Z

Hibridación por Agregación: Es otra forma de generar ideas conectando la esencia de un negocio con piezas dispares que generen conexiones improbables.  

Sería A + B = C (Donde B sería tu negocio).

Si tienes una floristería (B) y añades vestido (A)… (C) podría ser un ramo con tela o un vestido con flores naturales, etc.

Se trata de innovar con lo que tienes en tu tienda, con lo que está a tu alcance.

Z

Hibridación por Traslación: Aplica soluciones de un sector a otro, por ejemplo, en lugar de la típica máquina expendedora de bebidas frías hablamos de una máquina expendedora de pan caliente.

Z

Hibridación por Síntesis: Supone mezclar conceptos antagónicos para crear una nueva realidad, por ejemplo, sopa fría o bebida sólida (Técnica muy utilizada en El Bulli).

Existen muchas más técnicas, pero lo importante es que veas que puedes innovar con lo que tienes, que cualquier negocio pequeño puede adaptar lo que hace a nuevas oportunidades y hacer cosas diferentes, evitando la “visión de tunel” que no nos permite ver más allá de lo obvio y de lo que todo el mundo hace.

Evidentemente, la cosa no acaba aquí, seguiríamos con los siguientes pasos:

l

Selección de ideas: Donde se filtran aquéllas con un mayor potencial de desarrollo, según tres criterios:

 

  • La idea más innovadora, desde la perspectiva del mercado sería la más novedosa.

 

  • La idea más viable, desde la perspectiva del negocio sería la más factible (no sólo económicamente, sino también técnicamente y por tiempo).

 

  • La idea más deseable, desde la perspectiva del usuario sería la más atractiva.
l

Prototipar y probar: El último paso sería desarrollar ese nuevo “producto/servicio” (como decíamos puede ser una nueva experiencia para el cliente, un nuevo proceso o modelo comercial, etc.) y probarlo en el mercado.

El “Producto Mínimo Viable” te permitirá hacer un lanzamiento de ese “producto/servicio” con un mínimo de características para comprobar, cuanto antes, si la idea tiene aceptación en el mercado y poder recoger información por parte de los usuarios para aprender y mejorar el producto final.

No te quedes aquí, intenta ponerlo en práctica… Toma prestadas ideas que te interesen y trabaja sobre ellas.

Un comercio es algo vivo, en constante evolución y los pequeños cambios que puedas introducir pueden suponer una gran diferencia, que se convierta en el combustible que necesitas para afrontar el futuro. 

Te propongo algo:

  • Reúne a tu equipo y plantea un problema.

 

  • En un folio o en una cartulina debéis ir apuntando TODAS las  ideas que se os vayan ocurriendo ¡¡SIN CENSURA!! (es importante apuntar  todas las ideas, por absurdas que parezcan).

 

  • Una vez registradas las ideas, el grupo ha de tratar de combinarlas y perfeccionarlas hasta dar con la solución al problema.

 

Es obvio que muchas de esas ideas no  servirán de nada pero, es probable que al final del ejercicio hayan aparecido una, dos o tres ideas interesantes sobre las que trabajar.

¿Qué está impulsando la innovación en Retail?

Actualmente, el sector retail es un foco de innovación constante.

Las nuevas tecnologías y los actores más disruptivos del mercado, han propiciado un escenario cada día más dinámico.

Por eso, quedarse quieto supone retroceder.

Las nuevas formas de pago, el comercio a través del móvil o el Internet de las cosas están transformando la manera de hacer negocios.

El combustible para la innovación incluye el uso de herramientas, tecnologías y técnicas que debemos entender y adoptar.

Son muchas las innovaciones que han revolucionado la experiencia del retail en los últimos años:

Las Redes Sociales. Facebook, Twitter, Pinterest… Son utilizadas por el consumidor para recomendar productos y por los minoristas para recoger opiniones y compartir información rápidamente.

La Nube. Para acceder a todos los datos desde cualquier lugar.

Mercados Online. Permiten al minorista vender a nivel internacional, llegar a nuevos públicos y competir.

Big Data. Permite adquirir y analizar datos cuya información influye en todos los aspectos del retail, desde la toma de decisiones hasta las promociones de marketing y el diseño de las tiendas.

El comercio móvil. El móvil se está convirtiendo en un canal cada vez más importante, tanto para interactuar con el consumidor como para vender, desde tiendas físicas y online, a través de aplicaciones móviles y sitios web, además de los pagos móviles.

El Internet de las cosas. Basado en la idea de poder conectar objetos cotidianos a Internet, su potencial para los minoristas resulta innegable.

Geolocalización (Beacons). A través de Bluetooth, los beacons permiten transmitir mensajes basados en la localización de los dispositivos móviles. Esta tecnología no solo permite llegar a los compradores mediante ofertas y promociones en un momento relevante, sino que además, ofrecen a los comercios una gran cantidad de datos y conocimientos sobre el comportamiento del consumidor.

Cajeros autoservicio. Reducen los tiempos de espera para el pago.

Drones. Tienen un enorme potencial para hacer entregas más rápidas y baratas.

Impresión 3D. Ofrece a los minoristas la oportunidad de producir productos personalizados.

Estamos en las primeras etapas de un extenso periodo de cambio en la tecnología minorista.

Las expectativas del consumidor también evolucionan, presionando al sector.

El cambio se acelera y surgen tendencias que ya están teniendo un gran impacto.

R

El auge de los local. Destacar las marcas locales favoritas y aprovechar los productos locales, al mismo tiempo que se utilizan tecnologías avanzadas con el fin de ofrecer al comprador una experiencia de compra más rica, más conveniente y más personalizada.

R

Personalizar la experiencia de compra. Las necesidades de cada comprador varían, de modo que las tiendas deben ayudar al comprador y ofrecerle una experiencia personalizada.

R

Omnichannel. Establecer una presencia omnicanal es necesario para cerrar la brecha entre lo físico y lo digital. La experiencia de compra debe ser integrada en todos los canales, para satisfacer al cliente en los distintos puntos de contacto.

Las grandes innovaciones en el sector comercial

Tiendas efímeras, espejos mágicos, etiquetas de precios digitales…

Puede ser difícil mantenerse al día de las nuevas tendencias, sin embargo, ofrecer a tu cliente la capacidad de dar forma a su experiencia de compra, es lo que les hará volver.

Veamos en qué aspectos se está trabajando más en cuanto a innovación.

 

  • Entrega.
  • Mejora de la tienda para el cliente.
  • Mejora de la tienda para el minorista.
  • Pagos.
  • Móvil y Ecommerce.
  • Realidad virtual.
  • Personalización.

Entrega: Los servicios de entrega eliminan el problema de las colas o las esperas por un producto.

En este sentido los drones de Amazon podrían entregar paquetes a las puertas de los clientes en 30 minutos.

Los automóviles sin conductor de Google progresan cada día más.

Las taquillas para enviar, recoger o devolver paquetes que se sitúan en centros comerciales, estaciones, etc.

Mejora en la tienda para el cliente: Los minoristas se vuelven creativos al interactuar con sus clientes en la tienda.

Ante el auge de las compras en línea necesitamos encontrar formas únicas de atraer clientes de vuelta a las tiendas físicas.

Aplicaciones que muestran la ubicación exacta de los productos, probadores virtuales, ofrecer a los clientes la capacidad de diseñar prendas personalizadas desde cero, espejos mágicos, maniquís que interactúan con los clientes, etiquetas digitales y precios automatizados…

Escáneres corporales que permiten al consumidor probar ropa virtualmente, zapatillas impresas en 3D adaptadas a las necesidades del pie de cada corredor, herramientas de visualización de realidad aumentada que ayuda al cliente a diseñar espacios al incluir elementos virtuales en espacios reales.

Mejora en la tienda para el minorista: El aumento de las ventas en línea y la reducción de las visitas a las tiendas impulsa el uso de tecnología con el objetivo de atraer a más clientes.

Sensores para rastrear el comportamiento del consumidor en la tienda, cámaras de reconocimiento facial, etiquetas inteligentes, kioscos digitales, dispositivos digitales para la muñeca con el fin de mejorar la experiencia del cliente en tienda…

Pagos: Pagar por las compras cada vez es más fácil y conveniente para los clientes.

Botones de compra en Redes Sociales, aplicaciones móviles para pagos seguros y rápidos.

Mobile y Ecommerce: La experiencia digital ya no es una novedad para los clientes, las tabletas y los móviles han cambiado para siempre la experiencia del comprador.

Aplicaciones para personalizar pedidos, pagar a través del móvil, usar tarjetas de fidelidad virtuales, para conocer ofertas, encontrar artículos favoritos…

La realidad virtual-aumentada, agrega una nueva dimensión a la experiencia del cliente.

Hologramas en 3D, salas de exposición virtuales…

Personalización: Los clientes tienen más posibilidades que nunca para diseñar su propia experiencia de compra, así como la personalización de los artículos.

Tendencias innovadoras en la industria minorista [Con vídeos chulos]

Todos estos cambios han puesto al cliente al frente del negocio… El cliente es el verdadero jefe.

Y a las empresas les toca desarrollar su creatividad para satisfacer las más altas expectativas del mercado, generando conexiones aún más profundas con sus clientes.

Veamos algunas nuevas ideas y tecnología que sorprende al consumidor.

Amazon es uno de los grandes disruptores del comercio minorista.

Ha pasado de una librería en línea a un gigante digital con uno de los mejores programas de fidelidad, a pesar de ser de pago, Amazon Prime.

Además de minorista, produce programas de televisión, crea hardware e incluso tiene su propia inteligencia artificial, Alexa.

Curiosamente, ha comenzado a expandirse fuera de la red con sus revolucionarias tiendas Amazon Go.

Amazon, siempre encuentra nuevas formas de brindar una experiencia caracterizada por la velocidad y la conveniencia.

Su sistema de recomendaciones ayuda al consumidor a encontrar lo que necesita de una forma simple y rápida.

Mira cómo funciona su sistema Amazon Prime Air…

La cadena de cosméticos Sephora es líder de innovación en la industria de la belleza.

Las tiendas digitalizadas cuentan con tecnología como el kiosco Fragrance IQ, donde un ordenador ayuda a los clientes a encontrar su perfume perfecto.

El Kiosco Color IQ permite a los clientes descubrir la base de maquillaje o el lápiz labial perfecto para sus tonos de piel con la ayuda de una pantalla táctil.

Sephora utiliza tecnología de baliza para reconocer a los usuarios de la aplicación cuando entran en la tienda, guiándolos por el establecimiento y proporcionándoles promociones, su carrito de compra en línea y lista de deseos.

En su sitio web los usuarios pueden publicar fotos de sí mismos con varios estilos de maquillaje, etiquetando los productos utilizados.

Los suscriptores también pueden asistir a eventos exclusivos, probar nuevos productos con la ayuda de expertos y obtener muestras gratuitas.

Sephora aumenta su lealtad al hacer que sus clientes se sientan parte de un grupo.

En este vídeo puedes ver una gran innovación en la industria de la belleza, el HiMirror.

La cadena de mejoras para el hogar Lowe´s tiene un fuerte enfoque en la creatividad y el cambio.

Cuenta con un laboratorio de innovación para encontrar nuevas formas de hacer que la experiencia de compra en la cadena de bricolaje sea más atractiva y emocionante.

Herramientas de diseño de realidad virtual y visualización de realidad aumentada que ayudan a los clientes a diseñar el espacio de sus sueños e incluir elementos virtuales en espacios reales.

Además, cuenta con una fuerte presencia en redes sociales, con gran contenido informativo, a través de YouTube publican consejos fáciles de seguir para remodelar el hogar.

Tienen una sección llamada” Weekender” con ideas de bricolaje y trucos prácticos.

Algo parecido ocurre con Leroy Merlin que ha creado una comunidad entorno al bricolaje y la decoración, donde los usuarios comparten sus experiencias e ideas de decoración.

Además, incluye un blog donde los propios trabajadores aportan consejos e ideas y Bricopedia, donde se recopilan técnicas para la decoración y el bricolaje.

Leroy apuesta claramente por aumentar la interacción con sus potenciales clientes a través de la creación de comunidades virtuales.

Ikea también se suma a las ideas innovadoras, por ejemplo, mediante la venta online de sus muebles usados y la rama Ikea Greentech, dedicada a buscar soluciones en energía alternativa e iluminación que mejoren sus productos.

Aquí tienes algunos ejemplos de las últimas innovaciones en el sector del hogar…

La realidad aumentada aplicada a las compras de ropa es utilizada por Mango a través de su aplicación que permite identificar prendas mediante el reconocimiento de imágenes.

Al apuntar con el móvil hacia el artículo, la aplicación ofrecerá diversas formas de comprarlo.

Por su parte, el grupo Inditex realiza un uso intensivo del big data para detectar y reconocer los cambios y modas que surgen entre sus potenciales clientes.

Así, puede reaccionar con rapidez a las nuevas tendencias y diseñar aquellas prendas que respondan a su mercado.

Mira las innovaciones que se están produciendo en el sector de la moda…

En el sector de la alimentación las innovaciones también son constantes.

Lectura de códigos QR mediante el smartphone para poder comprar desde cualquier lugar, estaciones de metro o autobús, aeropuertos… Acercando la tienda a la gente a través de paneles virtuales desde los que podemos realizar la compra escaneando los códigos con el dispositivo móvil y programando la fecha y la hora de entrega.

Carritos inteligentes que escasean la compra para evitar las colas en caja.

Plataformas para la mejora de la experiencia de compra a través de información del producto o recomendaciones saludables.

Tickets de compra con información nutricional de los productos adquiridos.

Y hablando de acercar la tienda a casa…

Todas estas innovaciones tan espectaculares están lejos de ser implementadas por un pequeño negocio, pero la idea es ser creativos con lo que tenemos.

Cultivar e incentivar la imaginación… Preguntarnos constantemente ¿Qué pasaría si…?

Y despojarse de los mitos equivocados que merman nuestra iniciativa, como que no podemos hacer nada sin dinero o que la situación es demasiado difícil para innovar… La imaginación suple en muchos casos al dinero y en los momentos difíciles es cuando la creatividad es más necesaria.

Qué pasaría si… Entregas a domicilio las pequeñas compras, cierras acuerdos con empresas online como punto de recogida de sus paquetes, invitas a café en las horas más bajas del día, realizas talleres para enseñar al cliente alguna actividad, prestas o alquilas algunos artículos, desarrollas pruebas y demostraciones, organizas un club de clientes VIP…

El límite lo pones tú, tu imaginación y, por supuesto, las preferencias de tu cliente.

[Total:3    Promedio:5/5]